Nuestras viviendas son ignífugas y antisísmicas, entre las principales opciones de seguridad.